You are currently browsing the category archive for the ‘Mi pueblog’ category.

Fusilamiento del Sagrado Corazón de Jesús en el Cerro de los Ángeles.

El próximo 21 de octubre, a las 19,00 horas, el Cardenal Arzobispo de Madrid, Antonio Mª Rouco Varela, presidirá en el Seminario Conciliar la apertura de la Causa de Martirio de un grupo de seminaristas de la diócesis de Madrid-Alcalá, y dos familiares, mártires de la persecución religiosa de la II República en la diócesis al comienzo de la Guerra Civil. El socuéllamino Cástor Zarco García, es uno de ellos. 

Se trata de los Siervos de Dios, Ignacio Aláez Vaquero, Pablo Chomón Pardo, Antonio Moraleja Fernández-Shaw, Jesús Sánchez Fernández-Yañez, Miguel Talavera Sevilla, Ángel Trapero Sánchez-Real, Cástor Zarco García, Mariano Arrizabalaga Español, Ramón Ruiz Pérez, todos ellos seminaristas, Julio Pardo Pernía, sacerdote tío del seminarista Pablo Chomón, y Liberato Moraleja Juan, seglar padre del seminarista Antonio Moraleja, ambos martirizados junto con los seminaristas. 

El 6 de junio de 1936, Cástor Zarco García fue ordenado subdiácono. Comenzada la Guerra Civil, fue movilizado y enrolado en la Brigada de El Campesino. Estaba hospitalizado en Alcalá de Henares cuando fue reconocido y delatado como seminarista por algunos paisanos suyos, siendo fusilado en septiembre de 1937. Algunos testigos afirman que fue obligado a cavar su propia tumba. 

«El 18 de julio de 1936, estábamos comiendo en el seminario de Madrid. Bajó el portero para decirnos que estaban las turbas para apoderarse del seminario. Enseguida nos fuimos a la capilla a consumir las Sagradas Especies; y, vestidos de paisano, tuvimos que salir por la puerta posterior que había en la huerta del seminario. Nos separamos, y cada uno se fue a su casa. Al día siguiente, el domingo 19 de julio, llamé al seminario preguntando si podía ir a celebrar la Santa Misa, y me contestó un miliciano diciendo que me iba a escabechar»: éste es el relato de uno de los testigos que estuvieron presentes en el seminario de Madrid y que recoge José Francisco Guijarro en su libro Persecución religiosa y Guerra Civil. La Iglesia en Madrid, 1936-1939 

Para el proceso de beatificación existen dos vías: se puede introducir un proceso de beatificación por virtudes heroicas, o bien puede incoarse un proceso de martirio. Los recorridos procesales, en ambos casos, son distintos. 

El proceso de beatificación por la vía de virtudes heroicas tiene como finalidad la declaración de que el fiel vivió las virtudes cristianas en grado heroico. Al introducir el proceso, se establece la duda procesal de si el fiel vivió las virtudes cristianas en grado heroico. Mientras que si el proceso se desarrolla por la vía de martirio, la duda sobre la que se establece el proceso es si el fiel sufrió martirio por su fe.

DON DAMIAN EN EL DIA DE CIUDAD REAL

En el DIA DE CIUDAD REAL del 2 de Julio aparecía en la última página una semblanza de un amigo, Damián Díaz, sacerdote. Vemos que dentro de la Iglesia hay algo más que esos supuestos potentados poderosísimos y distantes que nos quieren mostrar los medios y las novelas de historia-ficción. En la Iglesia Católica hay muchísimos como él, pero hacen menos ruido… Me he alegrado mucho de que le hayan dedicado este artículo, sé con seguridad que no se le va a subir a la cabeza. Desde aquí le mando a Damián un mensaje de aliento para que siga en la brecha.

 

RETRATO En la actualidad es el delegado diocesano de misiones de Ciudad Real.

DAMIÁN DÍAZ, NUEVE AÑOS AYUDANDO A LOS NECESITADOS EN LA SELVA ZAIREÑA

Trabajó en el área que rodea a la población de Bafwasende, en el noroeste del país.

PABLO SAIZ DE QUEVEDO

CIUDAD REAL

A sus 54 años, Damián Díaz transmite una imagen sonriente y afable, que encaja a la perfección con su posición actual de párroco en Pedro Muñoz. Claro que su otra ocupación como delegado diocesano de misiones da una pista de un pasado comprometido y aventurero: el que le llevó a convertirse él mismo en misionero e irse a Zaire, la actual República Democrática del Congo, a extender la palabra de Dios y ayudar a los más necesitados.

            Su vocación le vino desde muy temprana edad. “Cuando tenía 13, 14 ó 15 años”, dice “leía revistas y libros ambientados en las misiones”. Esos sueños infantiles, una vez madurados, le llevaron primero al seminario, y luego a Roma a estudiar una preparación específica para esta tarea. De ahí se fue a Retuerta de Bullaque como párroco, y estuvo allí tres años hasta que llegó su oportunidad: En 1983, marchó para el Zaire.

            EVANGELIZAR Y ASISTIR

            En el país, Díaz encontró una sociedad muy pobre y en una “calma inquieta”, con el dictador Mobutu Sese Seko gobernando sin una oposición real que le plantara cara. Díaz y otro sacerdote, Eusebio Ortega, actuaban en el área circundante a la población de Bafwasende, situada en la zona noroeste del país, a 260 kilómetros de Kisangani. Su tarea era difundir el evangelio cristiano entre las comunidades que viven en la selva, y darles asistencia sanitaria, educativa, alimentaria y de otras vertientes.

            En concreto, Díaz se ocupaba de las agrupaciones humanas situadas en un radio de 150 kilómetros de Bafwasende. Cada dos meses, hacía una gira de 17 ó 18 días, adentrándose en la selva por caminos demasiado estrechos para recorrerlos en todoterreno: tenía que ir a pie, en bicicleta o en moto, guiado por algún joven local o catequista. Aunque era un trayecto dificultoso, el sacerdote asegura que nunca llegó a sufrir un percance con las fieras de la jungla, en parte porque cuando iba en motocicleta el ruido las asustaba.

            Eso no quiere decir que su labor fuera fácil, pero sí que fue productiva. Cuando llegó, sólo había tres comunidades cristianas en esa área, y se marchó en 1992 dejando un total de 23, a las que dotó además de recursos para su supervivencia y prosperidad como estanques para piscicultura, escuelas o infraestructuras para el reparto de medicamentos.

LA VIDA TRAS LAS MISIONES

            Tras pasar casi un década ayudando a los zaireños, Damián Díaz regresó a la provincia, donde volvió a ser párroco de un municipio: primero de Castellar, luego en Socuéllamos, y finalmente en Pedro Muñoz, donde sigue hasta hoy. Sólo volvió a la actual República Democrática del Congo en 1995, y lo que vio no era nada halagüeño: encontró Kisangani mucho más deteriorada de lo que la recordaba, y descubrió que la explotación de diamantes estaba echando a perder la vida de las comunidades selváticas.

Ahora da salida a su vocación misionera desde su puesto como delegado diocesano, ocupándose de los programas de animación misionera, las campañas de concienciación sobre el tema, y actividades relacionadas.

            En cuanto a la posibilidad de volver a ser misionero de a pie, por ahora no se lo plantea, dado que desea ayudar a sus padres, que están enfermos, pero sabe que algún día lo hará porque “es algo que uno lleva dentro”. Ahora bien, advierte, tiene claro que se irá a otro país en el que se hable francés y swahili, que son los idiomas que conoce, o bien a Latinoamérica. “Aprender otro idioma nativo”, explica, “me costaría mucho trabajo con la edad”.

don antonio algora

Os transcribo un post de uno de los blogs sobre Iglesia Católica más seguidos de la red, escrito por un tal Francisco José Fernández de la Cigoña. Lo hago por la curiosidad de saber cómo se vio a nuestro pueblo a través de la retransmisión por Televisión Española de la Misa dominical del pasado 19 de Abril. También juzga a nuestro obispo según su propia opinión (ahí ni entro ni salgo)…

La misa de ayer en TV2 del obispo de Ciudad Real

Don Antonio Algora, obispo hoy de Ciudad Real y antes de Teruel, es un aragonés nacido en 1940. Somos quintos aunque él sea cinco meses más joven que yo. Cumplirá pues este octubre 69 años

Es el último representante de unos obispos “sociales” que han dado un pésimo resultado: Gabino, Osés, Guix, Torija, Echarren, Setién, Iniesta, Sánchez… Llegó al episcopado (1985) cuando eso ya no se llevaba y, como tonto no es, disimuló sus querencias y no fue una calamidad para sus diócesis, la aragonesa y la manchega. Los “sociales” llevaban aneja otra característica con contadísimas excepciones. Eran sumamente antipáticos. Me dicen que no es el caso de Don Antonio.

Pese a sus inclinaciones le llegó la mitra y después tuvo un sorprendente traslado por lo escaso. De Teruel y Albarracín a Ciudad Real. No era evidentemente un premio. Amigo ideológico de su antecesor, Torija, ha seguido una línea continuista aunque más discreta. Con lo que quiero decir, mejor. Aunque sin exageraciones.

En la misa le vi mayor y como desganado. Celebró dignamente sin que apenas haya nada que destacar en la eucaristía. Un comentarista nos ha dicho que omitió el lavabo. Pensemos que se distrajo.

La homilía fue sosa y me sorprendió que, creo que en dos, dijera que la fe no era un conjunto de creencias. ¿Y yo que pensaba que sí? Un conjunto de creencias que Dios nos ha revelado y que por el don suyo de la gracia nos creemos. Sin tener que meter el dedo en el agujero de los clavos ni la mano en la herida del costado. Así no se cree por fe sino por comprobación. Que es distinto.

Claro que la fe nos implica después en las obras. En el modo de vivir. Pero eso no es la fe. Es la consecuencia de la fe. Pienso yo. Si estoy equivocado no faltará quien me corrija.

No quiero decir con esto que el obispo de Ciudad Real, en el caso de que yo estuviera en lo cierto, no sepa lo que es la fe. Seguro que lo sabe y que la tiene. Simplemente pienso que estuvo desafortunado en la expresión. Tal vez por mayor o por cansado ¿Qui lo sa?

También la misa me trajo a la mente la Memoria histórica. De la iglesia de Socuéllamos, no sabía yo que los habitantes de allí se llamaran socuellaminos, sólo queda su espléndida fábrica. Todo el contenido desapareció. Misteriosamente. En 1936. No sabemos si abducido por extraterrestres o si un cura con sotana vendió imágenes y retablos a unos americanos que pasaran por allí. Como de verdad hagan memoria histórica no van a salir nada bien parados.

Los socuellaminos después de aquella bárbara destrucción hicieron lo que pudieron y volvieron a estar Cristo, la Virgen y los Santos en la iglesia. No sé por qué me da que lo de antes era mejor. Aunque la piedad de los hijos de esta población en 1940 fuera la misma que en los siglos anteriores.

Ya he publicado la viñeta del Socuéllamos 30 días de Julio la podéis ver en www.humorjuanjo.wordpress.com .

cartela blog humor

Por si no lo sabíais os informo de que tenemos un socuellamino cuya vida está siendo investigada para abrir un posible proceso de beatificación. Se trata de Cástor Zarco, tio de la popular Tere Zarco (la señora Tomasa de Telesocuéllamos). Cástor fue asesinado en Madrid junto con sus compañeros por las llamadas “hordas rojas” en la guerra civil cuando se preparaba para ser sacerdote, fue enterrado en una fosa común por lo que no se sabe a ciencia cierta donde se encuentran sus restos.

Conforme vaya sabiendo más detalles de su vida y las circunstacias de su beatificación lo iré compartiendo con vosotros.

Recibid un afectuoso saludo de Juanjo Romero.

mapa-socuellamos

David Gistau, lo mejor de El Mundo junto a Raúl del Pozo ha escrito en su columna un simpático artículo en el que aparece Socuéllamos. Convendréis conmigo en que siempre que salimos en los medios a nivel nacional es porque la sonoridad del nombre de nuestro pueblo tiene ecos  paletos y pueblerinos. El gran Tip nos nombraba con frecuencia, (creo recordar que tenía algún lazo familiar con el pueblo), también Martes y Trece y alguna que otra viñeta de Forges. Siempre que nos mientan es por la dicha paletez… De todos modos no nos enfademos. Os paso el artículo como curiosidad. Un saludo.

Siéntase votante americano

EL PSOE ha inventado un sucedáneo de Obama para dar una oportunidad a quienes querrían haber votado en las elecciones americanas y no pudieron por impedimentos tales como ser de Socuéllamos. No está previsto que López Aguilar se embetune el rostro antes de salir al escenario como hacía Al Jolson, el cantor de jazz. Ni tampoco que se haga fotografiar en traje de baño y con una tabla de surf debajo del brazo. Pero su vídeo electoral para las europeas, que divide el mundo en un burdo maniqueísmo de Barrio Sésamo al tiempo que reconoce que nada somos salvo reflejos condicionados por lo que ocurre en los Estados Unidos, no pretende sino parasitar la ventolera histórica de Obama. El liderazgo ya no consiste en encontrar una muchedumbre y ponerse delante, sino en encontrar un líder y ponerse detrás para tratar de vivir de su inercia como un polizón.

Me gusta el vídeo, no ya porque admite que el PSOE no dispone de nada propio con que estimular, sino porque retrata cuán tediosa, periférica y ajena a las ebulliciones de la historia es la condición del votante español. Igual que algunas agencias de viaje venden la posibilidad de sentirse rey o famoso por un día, ya sea en un castillo o en una isla, el señuelo electoral de López Aguilar ofrece un viaje de turismo utópico y de democracia vibrante al Grant Park de Chicago, e incluye en el paquete la experiencia de sentirse votante americano por un día. No está mal, ya que la opción para quien no viaje es tan desalentadora como contribuir a que se alargue la agonía de un proyecto político en extinción votando a López Aguilar, con su quijada de cowboy almeriense en un espagueti-western.

Es verdad que a los electores, para sacudirles la pereza, se les suele intentar convencer de que por el hecho de votar participarán en alguna suerte de destino mayor que ellos mismos. Pero resulta que el PSOE no dispone ahora de ninguno propio, y por eso ofrece tickets de reventa para la aventura de Obama. Otra increíble mutación de principios de un partido que antaño supo atraerse los votos del anti-americanismo y ahora contrata sucursales de la marca Obama como si fueran las de McDonald’s. Aun así, cabe una interpretación triste en todo esto. El votante español que sienta estar ante Obama en el Grant Park sólo por tener en la mano una papeleta de López Aguilar recordará al personaje del chiste que, mientras bebía gaseosa y se masturbaba, decía: «¡Esto es vida! ¡Champán y mujeres!». Esto es vida, Yes We Can y New Deal, y sin salir de Socuéllamos.

Hoy se han superado las 6.000 visitas al blog…  Recordaros que este blog sigue a vuestra disposición para cualquier idea que os apetezca compartir con los demás.

Un saludo.

sardinas-salas

Con seis años o menos ya ibas a “los recaos”….

          Muy buenas, ¿qué vas a querer?

          “cuarto y mitá de jamonllór”…

Festival de olores, abigarramiento de cosas en un espacio pequeño, sardinas “salás” en cuba, “bacalás” junto a la guillotina, cajas de galletas maría tamaño super extra familiar en el anaquel más alto, la puerta de una cámara frigorífica con una pegatina de Heidi pegada en el cristal. Si llegaba una vieja después que tú se te colaba con la escusa de que tenía el cocido en la lumbre.

           ¿Tú de quién eres, hermoso?, no me digas más si tienes la misma cara que tu abuelo. Le vas a decir a tu padre que has estado con Pepe el de la tienda, ya verás si me conoce.

La cuenta con un bic naranja o bic cristal, en un papel de envolver color grisoso encima del mostrador. Te echaba la compra en el cesto que traías, aún no se llevaban las bolsas de plástico.

          Son cuarenta y siete pesetas.

          Me ha dicho mi madre que me las apunte usté, que luego viene ella a pagarle.

Si ibas “anca” Moya, te echaban la colonia en el frasco que tú mismo llevabas, la colonia Varón Dandy se vendía hasta en presentación de cinco litros.

          Que m’ha dicho mi madre que me de usté una bombilla como esta (enseñabas la fundida y así no había pierde)

          ¿Tú qué eres, el mayor de la Luisi?, ¿a qué curso vas ya? Pero si estás hecho un hombrecete.

Si llevabas cuartos a lo mejor podías hacer la sisa y comprarte un chicle “Niña” o un regalí,  y te volvías por la “cerica adelante” a tu casa. Con tu pequeña compra, aunque tuvieras que ir cincuenta veces a la tienda cada semana, nada que ver con los carros hasta arriba que vemos en los impersonales súper…

casa-mendoza

Ayer tuve que ir a la cooperativa, al pasar a la oficina me acordé de aquella zorra disecada con una perdiz en la boca que lucía encima del mostrador y se me agolparon un montón de recuerdos de mi niñez y fui consciente por un momento de cuánto tiempo ha pasado y cuánto ha cambiado nuestro querido y odiado pueblo. Los recuerdos venían asociados a una imagen, un sonido, un olor… Creíamos que en el pueblo nunca cambia nada y de pronto te levantas una mañana y te das cuenta de que los blusones se han esfumado y las boinas hace tiempo que han abandonado los cogotes pálidos de nuestros jubilados. Cuando intento evocar mi primera niñez, siempre acudo a un recuerdo tan antiguo que se podría confundir con un sueño, se trata de la imagen de un “hermano” viejo, más bien alto, bajando por la calle de la arena en una enorme y desvencijada bicicleta, con su boina y su blusón de color negro agrisado por el uso, con una de las mangas flotando al viento, ese viejo era manco y conducía su bicicleta con una sola mano; bajaba con la aceleración provocada por la cuesta abajo en dirección a la iglesia, pegando pequeños botes encima de ese asiento de la bici con dos muelles grandes y una matrícula ilegible de chapa herrumbrosa… avanzando raudo por encima de los descolocados adoquines de la calle… 

Recuerdo también cuando las mulas no eran un “hobby” si no una forma de vida, el ritmo del tiempo iba marcado por el ritmo cadencioso del paso cansino de las bestias, con el sonido de las herraduras sobre la calle… clic clac, en una tarde de verano asolanado… Luego venía la vendimia con ese olor a bodega que llenaba todas las calles del pueblo. Las manos custridas con los primeros fríos, “sorbitando” los mocos mientras nos pasábamos la mano bajo la nariz…

Luego me dejo llevar por la placentera tristeza que produce la melancolía…

Los que no seáis socuellaminos no le vais a conocer pero se trata de nuestro cliente y amigo Diego González, que ha sido requerido por los servicios informativos de Telecinco para dar su opinión sobre el tema de las licencias de apertura… podéis verlo aquí, tan “plantao” y tan serio como si nunca hubiera roto un plato.

http://mitele.telecinco.es/informativos/sociedad/54530.shtml

Estadísticas del blog

  • 467,832 hits

Calendario

junio 2017
L M X J V S D
« Dic    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

Mapa del origen de los visitantes