TESTIMONIO de Carlota Ruiz de Dulanto.

Para darnos cuenta de que no tenemos derecho a quejarnos. Escuchando a esta mujer podemos constatar que a veces nos ahogamos en un vaso de agua. Tomemos ejemplo de ella, sobre todo de la normalidad y la alegría.

PARTE 1

PARTE 2

PARTE 3

PARTE 4

Anuncio publicitario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s